Caen cinco policías y dos exconvictos por atraco a un cajero del BNF en Yhú

capturada
El jefe de la comisaría 11ª de Yhú, subcomisario Arturo Javier Enciso Samudio, así como cuatro suboficiales de su unidad fueron apresados por sus superiores por haber facilitado presuntamente el atraco a un cajero automático del Banco Nacional de Fomento (BNF), que fue vaciado luego de que un grupo detonara una bomba para abrir el cofre. Dos exconvictos vinculados con el ilícito también fueron arrestados ayer en allanamientos efectuados en Caaguazú y Ciudad del Este.
Además del subcomisario Arturo Javier Enciso Samudio, los otros policías arrestados son el suboficial 1º Arístides Palacios Santacruz, el suboficial 1º José Edilio Romero Ortiz, el suboficial 2º Gaspar Torres Álvarez y el suboficial 2º Diego Armando Escobar Almada. Este último, incluso, ya fue remitido ayer de madrugada a la Agrupación Especializada de Asunción, después de ser procesado por la fiscala María Angélica Insaurralde por omisión, según el reporte de nuestro corresponsal en Coronel Oviedo, Mariano Godoy.

Según datos recabados, los cinco policías quedaron demorados en la misma madrugada del viernes último, después de que una gavilla detonara una bomba para destruir el cajero automático del Banco Nacional de Fomento (BNF), de donde sacaron G. 493 millones.

El jefe de Policía de Caaguazú, Crio. Princ. Teodoro Martínez, indicó que desde un principio les pareció llamativo el ilícito, ya que el cajero debía ser cubierto por agentes de la comisaría de Yhú.
Sin embargo, los delincuentes dispusieron de todo el tiempo necesario para preparar el explosivo y activarlo, incluso para recoger el caudal que había adentro del cajero y llevárselo sin la oposición de los policías de la comisaría 11ª de Yhú, cuya sede está ubicada a pocos metros, sobre la misma calle.

La confesión

Luego de ser sometido a un interrogatorio, el suboficial Escobar Almada confesó que él era el encargado de la custodia del cajero automático entre la noche del jueves y la madrugada del viernes, cuando ocurrió el robo.

Sin embargo, dijo que recibió una llamada de sus otros cuatro compañeros que estaban de turno y que ahora también permanecen presos, quienes le dijeron que no se preocupara por llegar a su guardia, ya que caía una fuerte tormenta.

Llamativamente, justo en el único momento en que el cajero estaba descuidado, se produjo el atraco, lo que para la misma Policía y también para la Fiscalía constituyó una maniobra deliberada de los uniformados de la comisaría local.

Modificaron el libro de novedades

Los informes provenientes de la zona de Yhú refieren además que aparentemente el subcomisario Enciso y los suboficiales Palacios, Romero y Torres, consignaron en el libro de novedades que el suboficial Escobar no se habría presentado para tomar su guardia.

Pero después de que ocurriera el robo y ante la inminente llegada de sus superiores, los policías de turno le volvieron a llamar al suboficial Escobar para que se presentara inmediatamente. Incluso, modificaron el libro de novedades y escribieron que sí estaba en su puesto, con lo que lo complicaron en el ilícito, lo que a su vez también motivó la confesión del uniformado.

Casa de un concejal

La investigación iniciada por el comisario Martínez y acompañada por agentes de Investigación de Delitos, antinarcóticos y Delitos Económicos, derivó ayer en la detención de dos exconvictos conectados con los uniformados arrestados.

Uno de ellos es Eugenio Melgarejo Encina (41), con antecedentes por robo agravado y homicidio doloso. El marginal cayó en un allanamiento efectuado en una casa del barrio Industrial de Caaguazú, propiedad del concejal municipal local Casildo Vera (PLRA), cuñado de Eugenio.

Ya en horas de la tarde, el mismo grupo de efectivos policiales fue hasta Ciudad del Este donde detuvo a Armando Bravo Bareiro (24). Este, quien arrastra 10 antecedentes, tenía en su poder el automóvil Toyota Carina blanco que habría sido usado para el ilícito.

Una operación conjunta

La operación que derivó ayer en el arresto en Caaguazú y Ciudad del Este, respectivamente, de dos de los supuestos autores del atraco al cajero automático del BNF de Yhú fue llevada a cabo por un equipo especial, encabezado por efectivos de la Jefatura de Policía de Caaguazú.

También actuaron efectivos de Antinarcóticos, la sección Robos y Hurtos del Departamento Investigación de Delitos y por agentes del departamento Contra Delitos Económicos y Financieros.

La cúpula policial también resaltó el procedimiento conjunto.