Conductora ebria ocasiona fatal accidente múltiple

Un joven de 19 años perdió la vida como consecuencia de un accidente que involucró a dos motocicletas y dos automóviles, en Capiatá. La responsable del percance dio positivo a la prueba de alcotest.

El automóvil conducido por la causante del percance. / Víctor Ruiz, ABC Color

El accidente se registró minutos después de las 23:00, a la altura del kilómetro 19,8 de la ruta II, ciudad de Capiatá, donde falleció Gabriel Leonardo Ocampos Rodríguez (19), quien estaba en compañía de su padre, Leonardo Ocampo Figueredo, a bordo de una motocicleta marca Kenton modelo Milestone con chapa 944 BEB, informó el periodista Víctor Ruiz.

También estuvieron involucrados en el episodio Cristian Benítez (24), y su acompañante Jessica Denis, quienes estaban montados en una motocicleta marca Kenton modelo City, placa 406 BEK. Así mismo, un auto marca Toyota modelo Platz chapa BES 162, al mando de Evelin Noelia Unzaín Durañona (27), y una camioneta Toyota Runner, color azul propiedad de Celia Zunilda Adorno (39). Esta última dio positivo a la prueba de alcotest.

Según manifestaciones de testigos, el Toyota Platz se encontraba esperando a que el semáforo cambie a luz verde, en medio de las motocicletas modelo City, que estaba al frente, y la Milestone, situada detrás.

Evelin Unzaín relató que – todavía con el semáforo en rojo – escuchó el chillido de unos neumáticos a raíz de una frenada brusca, y casi inmediatamente sintió un fuerte impacto que la tiró hacia delante, provocando que chocara contra los motociclistas que estaban detenidos frente a ella.

El resultado del accidente fue mortal; la motocicleta que estaba formada en la parte posterior terminó siendo aplastada entre los dos vehículos, causando la muerte del joven Gabriel Ocampos, y dejando con lesiones de diversa consideración a su padre. También los otros dos motociclistas sufrieron golpes.

La conductora del Toyota Runner, Celia Adorno, estaba visiblemente bajo los efectos del alcohol, lo que fue confirmado por la prueba de alcoholemia a la que fue sometida, arrojando un resultado de 0,84, por lo que fue arrestada.

“Totalmente ebria está la señora”, mencionó Unzaín, al tiempo de explicar que nadie pudo hacer nada por evitar el accidente, ya que todos aguardaban a que el semáforo les diera paso. “Nadie tuvo la culpa, gente inocente que paga por gente irresponsable como esta”, se lamentó.