Campo 9 Capital de las Industrias

images (2)-tile
La ciudad de Campo Nueve, conocida como Dr. Juan Eulogio Estigarribia, pertenece al departamento de Caaguazú y se caracteriza por el elevado potencial industrial, debido a que cuenta con plantas para el procesamiento de leche, molinos harineros y procesadoras de almidón, a más de otros rubros.

No cabe duda de que J. Eulogio Estigarribia es la capital de la industria, dado que existen varias empresas dedicadas al procesamiento de la materia prima producida en la zona. El distrito cuenta con varias cuencas lecheras que abastecen a las plantas procesadoras. Los productores de mayor escala llegan a comercializar 4.500 y 4.800 litros de leche por día durante esta época del año, con una cifra que supera las 200 vacas de ordeñe. Todo lo acopiado es almacenado en tanques especiales adaptados para la posterior elaboración de bebidas lácteas, dulces y quesos. Posteriormente, dichas industrias comercializan el producto en todo el país. En la actualidad, Campo Nueve cuenta con dos industrias lácteas de gran envergadura: una perteneciente a la Cooperativa La Holanda, con 30 años de experiencia, y otra de menor escala denominada La Fortuna, con unos seis años de existencia, pero con gran cobertura nacional.

MOLINOS HARINEROS

Por otra parte, los molinos harineros también están presentes en esta zona de Caaguazú. Hoy se cuenta con ocho industrias dedicadas a la elaboración de harina, fideos y galletitas. En el caso de la primera (harina), la capacidad instalada para la producción llega a las 320 toneladas diarias. En el de los fideos, se estiman 700 a 800 toneladas por mes. No obstante, estas cifras varían de acuerdo a cada industria. Cada firma destina constantemente parte de los ingresos para nuevas inversiones, ya sea para ampliación o mejoramiento. La materia prima para los molinos harineros es básicamente el trigo, que se acopia de productores de la zona y se almacena en silos, siguiendo todas las normas de calidad y seguridad. Durante el procesamiento (molienda) se busca aprovechar todo el potencial del trigo. Se obtienen así harinas denominadas cuatro ceros (0000), tres ceros (000) y harina leudante (con polvo de hornear). Además, parte de la cáscara se utiliza para elaborar alimentos salvados (pan integral y otros) y afrecho que se procesa para la elaboración de alimentos balanceados.

OTRAS INDUSTRIAS

Por otra parte, existen plantas almidoneras y fábricas dedicadas a otros rubros, como el de confección de bolsas, que abastece a las demás para el empaquetado de los productos final y las de material de construcción. De esta manera, el ciclo productivo se cierra óptimamente ya que el distrito cuenta con todas las herramientas para su crecimiento. En su mayoría, las pequeñas y medianas empresas destinan su producción al mercado local, mientras que las grandes ofrecen los excedentes a países de la región. En este punto se buscan alianzas comerciales para enviar productos paraguayos al exterior.